La Ceres

 

Abierta desde el año 1898, La Ceres es una de las panaderías más antiguas de Maó. Su ubicación particular, intramuros y con la visión de la puerta lateral de la iglesia de Santa Maria, convierte este comercio de toda la vida en un lugar singular de venta de pan artesano.

La Ceres ha sido una empresa familiar dedicada a la elaboración de pan y pasteles con materias de primera calidad y de manera artesanal. Hoy en día todavía elabora los productos con la ayuda de una maquinaria ya muy antigua pero en buen estado. Aparte de la gran variedad de panes que produce, el comercio destaca por la elaboración de un tipo de galletas saladas únicas, similares a las galletas de Inca.

En cuanto al relevo generacional, el negocio familiar, regentado inicialmente por Antonio Ferrer Mercadal, posteriormente por José Ferrer y finalmente por Carlos Ferrer Orfila, ha sido traspasado a Damià Pons Ortega, una cuarta generación fuera del vínculo familiar. Damià mantiene el mismo espíritu de siempre, elaborando pan de manera artesanal y manteniendo la estética y la manera de funcionar original.

Hay que destacar la fachada, que mantiene los colores característicos del estilo inglés que impregna Maó y con un letrero de tipografía corpórea.

 

Foto ruta